empezar

Comencemos…

Venga, vamos a empezar sin malos rollos, que aun no nos conocemos… Tenemos unos meses para terminar queriendo perdernos de vista. No te voy a juzgar por los que vinieron antes ni voy a desconfiar, partimos de cero.

Intentaré no ser exigente o impaciente… Aunque te aviso que no me voy a quedar sentada esperando a que hagas algo, me buscaré la vida y moveré ficha cuando lo necesite sin tu ayuda.

billetes

Necesito emociones, de esas que te centrifugan el estómago, que hacen que olvides la monotonía y te levantan cada mañana como si tuvieras descargas por todo el cuerpo. Ya me han dado mucha tranquilidad, reposo es lo que me sobra, para que me entiendas… Que voy pidiendo guerra.

Si quieres darme algo que sean alegrías, sorpresas, momentos inolvidables… Vale, se que algo malo va a tocar es inevitable, pero…De lo que se aprenda y no deje heridas, pórtate anda.

Mantén cerca a esas personas que necesito y a esos que se empeñan en tener su momento de gloria… Ni les abras la puerta, que no te intenten convencer de que vienen para hacer algo bueno, ya se camelaron a los anteriores y solamente dejaron destrozos.

Y cuidado con las piedras, que aunque tropiezo fácilmente también soy de las que me encariño con ellas, y lo mejor es ir ligeros de peso.

Tampoco te me vengas arriba, no es difícil superar al pasado. Y si eres de los vacilones, de los que les gusta poner a prueba, debo advertirte que no lo tendrás fácil. Soy muy testaruda y cabezota, no me rindo fácilmente. Así que en tu mano está que nos llevemos bien…

Al que se va tengo que darle las gracias, porque no ha sido del todo malo, me ha hecho crecer y aprender de errores, que para eso están. Lo recordaré con mucho cariño ya que por suerte, me deja buen sabor de boca.

papart

Así que vamos, 2015, te quiero con ganas porque yo tengo las pilas muy cargadas. Tranquilo, mi lista de propósitos está casi vacía. Mi único propósito es hacer lo que me nazca en cada momento, por mi bien y porque así lo quiero.

Sentir la vida, porque vivirla….de mejor o peor manera lo hacemos todos.

A todos los que dedicáis unos minutos de vuestro tiempo a leernos, que nos inspiráis a seguir escribiendo “pequeñas historias”, los que estáis ahí apoyando y animando… A todos y todas.

FELIZ AÑO 2015!!